En el mismo barco

Por todos es bien sabido lo estigmatizada que está la idea de ingresar en un centro de mayores. Algunos dicen que son “asilos”, que ya ni existen y que no están cuidados o que sufren la soledad. Nuestro corto quiere demostrar que eso no es así, eliminar el estigma y hacer ver que no es un simple ingreso sino conocer una nueva familia que trabaja por y para la mejora de la calidad de vida de los residentes de estos centros de mayores. La historia transcurre en el centro de Vitalia y tiene como protagonista a Catalina y Andrés, dos abuelos que llegan acompañados por sus familiares para ingresar el mismo día. Él tiene la idea de que va a estar solo y que no va a estar bien ahí, mientras que ella, más convencida por la idea, está contenta y pondrá de su parte por hacerle la adaptación más fácil a Andrés. ¿Llegará a algo más que una amistad?